Curso de Ajedrez de Marco... (Aprender para participar los lunes a padres y alumnas)

Bulbo (botánica)

Los bulbos, al igual que los rizomascormos y tubérculos, son órganos subterráneos de almacenamiento de nutrientes. Las plantas que poseen este tipo de estructuras se denominan colectivamente plantas bulbosas.
El bulbo está formado por el engrosamiento de la base de las hojas y consta de 5 partes principales:
  • El disco basal, es la parte inferior del bulbo desde donde crecen las raíces.
  • Los catáfilos o escamas, carnosas, que son el órgano de almacenamiento principal, ya que en sus tejidos parenquimáticos es dónde se acumulan los nutrientes.
  • La túnica, es una capa que rodea a las escamas y las protege de la desecación.
  • El vástago, que consiste en una yema floral y otras yemas en desarrollo.
  • Yemas laterales, las que durante el período de crecimiento darán origen a nuevos bulbos, denominados bulbillos.
  •  Clases de bulbos:Los bulbos se clasifican en dos tipos, tunicados, en los que sus bases están rodeadas por capas superpuestas, como la cebolla, yescamosos, en los que dichas bases están imbricadas (como las tejas de un tejado) y son más carnosas. Ambas clases producen bulbillos que sirven para reproducir las plantas, una vez que han alcanzado el tamaño suficiente.
  • Entre los bulbos tunicados se incluyen el tulipán (tulipa), el narciso (Narcissus), el jacinto (Hyacinthus), el muscari (Muscari), la cebolla y los ajos ornamentales (Allium). Un ejemplo de bulbo imbricado es el lirio (Lilium). El bulbo imbricado no tiene la túnica que protege las escamas carnosas.
  • Algunas orquídeas epifitas forman órganos similares a los bulbos, no subterráneos, llamados pseudobulbos.
  • Two colors of onions.jpgCebollas
  • Tulp 038.jpgTulipán
  • Narzisse.jpgNarciso
  • Hyacinthus orientalis0.jpgJacinto
  • Allium sativum Woodwill 1793.jpgAjo

Cebolla... Paola Ruiz

La cebolla es una hortaliza de estación fría que se cultiva en las zonas templadas de América del Norte. La cebolla se multiplica de bulbos inmaduros, de plántulas o de semillas.
La cebolla comienza a formar bulbos cuando la duración del día es la adecuada para cada variedad. En general, las variedades más comunes se clasifican en dos clases: las de días largos (en latitudes norte) y las de días cortos (en latitudes sur). Es por esto que las variedades de cebolla que se cultivan en el sur no se adaptan al norte y vice versa. Si el cultivo de la variedad de cebolla indicada para cada región no se realiza a tiempo los bulbos no se desarrollarán o serán de tamaño reducido.
Las temperaturas altas y la humedad baja resultan favorables para el desarrollo y el curado de los bulbos. Las raíces de la cebolla son poco profundas por lo que no pueden competir con las malezas y los pastos. Es importante carpir la tierra y realizar un cultivo superficial, especialmente cuando las cebollas son pequeñas.
Las cebollas se comen crudas, grilladas, hervidas, asadas, como puré, al vapor, fritas enteras o en aros y en conserva. Se usan en sopas y guisos combinadas con vegetales y carnes.
Cultivo de cebollas a partir de bulbos inmaduros
En la huerta doméstica la forma más fácil de cultivar cebollas de verdeo es a partir de bulbos inmaduros. Las plantas se establecen rápido y crecen sanas y fuertes. Los bulbos inmaduros se pueden utilizar para producir cebollas de verdeo o bulbos de cebollas secas, aunque la producción de cebollas secas de alta calidad requiere de métodos que se describen en la sección siguiente.
Cultivo de cebollas a partir de plántulas
El método de cultivo que produce con regularidad cebollas grandes, secas y vistosas (como las que se muestran en los catálogos) es el trasplante de plántulas de cebollas jóvenes. Las plántulas se compran en paquetes (de entre 60 y 80 unidades) en viveros o por catálogo (aunque las plantas de cebolla que se piden por correo cuestan lo mismo que comprar los 60 u 80 bulbos maduros que pueden producir).

¿Cuándo Sembrar?

Las cebollas se pueden plantar cuando se termina de labrar el suelo en la primavera, generalmente a fines de marzo o a principios de abril en las mejores zonas de producción. La fertilidad, la humedad adecuada del suelo y las temperaturas bajas contribuyen al desarrollo de las plantas.

Cosecha

La cebolla de verdeo se puede cosechar cuando alcanza unas 6 pulgadas de altura. A medida que la cebolla de verdeo madura y aumenta de tamaño su sabor se intensifica. La cebolla de verdeo se puede cocinar una vez que su sabor se torna demasiado fuerte. Aunque las hojas suelen descartarse, todas las partes de la planta por encima de la raíz son comestibles.
Retire las plantas que hayan formado tallos florales y úselas de inmediato. Estas no producirán buenos bulbos para ser almacenados en seco. Coseche a fines de julio o a principios de agosto, cuando la mayoría de las puntas se hayan doblado. Deje que las plantas maduren y que las puntas se doblen naturalmente. El crecimiento de la planta se interrumpe si las puntas se cortan por adelantado y eso resulta en bulbos pequeños que no pueden almacenarse.
Coseche las cebollas maduras por la mañana y deje que se sequen al aire libre en la huerta hasta bien entrada la tarde. Es posible que los bulbos se quemen en días muy soleados y calurosos. Si se espera que las condiciones climáticas sean las mencionadas, coloque las cebollas a la sombra y espere a que se sequen por completo. Luego, antes de que caiga el rocío de la tarde, colóquelas en algún lugar cubierto y seco sobre rejillas o listones elevados o cuélguelas en ramos pequeños. Antes de colgar las cebollas, ate las puntas con hilo o tréncelas. Para que las cebollas se sequen y se curen por completo es necesario que durante 2 a 3 semanas estén expuestas al aire. Las cebollas duran más tiempo si, en la medida de lo posible, las capas envolventes secas se mantienen intactas.
Cuando los bulbos estén secos despunte de 1 a 2 pulgadas de las plantas (en el punto angosto donde se dobla el tallo) y colóquelos en un lugar seco donde haya buena circulación de aire. No almacene bulbos golpeados, cortados o enfermos o aquellos cuyas puntas estén verdes o cuyos cuellos estén ensanchados. Almacene los bulbos en lugares fríos y secos. Las cebollas secas duran hasta fines del invierno pero deben revisarse con regularidad. Use o descarte las cebollas que comienzan a ablandarse o pudrirse.
Cultivo de cebollas a partir de plántulas
Las variedades tempranas se pueden cosechar en julio mientras que las variedades tardías maduran en agosto. Cuando en la mayoría de las plantas comienzan a verse puntas caídas, las cebollas se pueden cosechar y secar (vea la sección Cosechar en "Cultivo de cebollas a partir de bulbos inmaduros". El tiempo de almacenamiento depende de cada variedad. Las variedades más dulces son las que menos duran.

Cuidado

Controle las malezas con el cultivo superficial y el uso de la azada. Para que las cebollas de verdeo desarrollen tallos largos y blancos eleve un poco las hileras amontonando la tierra suelta hacia las plantas con una azada cuando las puntas alcancen una altura de 4 pulgadas. No amontone tierra alrededor de las plantas que se usarán para producir cebollas secas. Este proceso puede resultar en la pudrición del cuello del bulbo almacenado.
Cultivo de cebollas a partir de plántulas
Los pastos y malezas compiten con las plantas de cebolla para obtener nutrientes y humedad durante la estación de crecimiento. Pase la azada diligente y repetidamente para controlar la invasión de malezas y pastos. Es posible que la fertilización lateral sea necesaria.

Espacio y Profundidad Para Sembrar

Para producir cebollas de verdeo plante los bulbos inmaduros más grandes a 1 pulgada y media de profundidad a poca distancia unos de otros (las cebollas de verdeo se cosechan antes de que el amontonamiento resulte un problema). Para producir cebollas secas, plante los bulbos inmaduros pequeños a 1 pulgada de profundidad separados unos de otros por una distancia de 2 a 4 pulgadas. Deje un espacio de entre 12 y 18 pulgadas entre las hileras. Si la separación de los bulbos inmaduros es de 2 pulgadas, coseche una de cada dos plantas como se hace con las cebollas de verdeo para que el desarrollo de los bulbos restantes no sea impedido por las plantas vecinas.
Cultivo de cebollas a partir de plántulas
Plante en suelo fértil a principios de la primavera. Deje un espacio de entre 4 y 5 pulgadas entre cada planta para producir bulbos grandes (si la separación es menor el tamaño de los bulbos disminuye) o deje un espacio de entre 2 y 2 pulgadas y media y coseche una de cada dos plantas como se hace con las cebollas de verdeo. Separe las filas por una distancia de entre 12 y 18 pulgadas o deje entre 6 y 8 pulgadas en todas las direcciones entre las cebollas plantadas en canteros. Plante las plántulas a 1 ó 1 pulgada y media de profundidad y aplique una taza de fertilizante por planta.

Preguntas y Respuestas

P. Coseché mis cebollas a fines del verano y se empezaron a pudrir para el otoño, ¿por qué?
R. Las cebollas se pudren en la base o en el cuello. La pudrición en la base suele deberse a hongos del suelo o a la cosecha y el manejo de las plantas descuidados pero, en general, la causa es el daño de los gusanos de raíz. La pudrición del cuello de los bulbos de la cebolla tiene lugar cuando el curado es insuficiente antes del almacenamiento o porque las hojas se infectan seriamente durante la estación de crecimiento. Las cebollas que se cubrieron con tierra antes de la cosecha suelen comenzar a pudrirse inmediatamente después de cosechadas. La mayoría de las variedades dulces no se conservan por mucho tiempo y deben comerse frescas recién cosechadas porque no hay método de almacenamiento alguno que contribuya a demorar el proceso de pudrición.
P. ¿Qué pasa cuando las cebollas se rompen?
R. Se detiene el desarrollo del bulbo en ese punto y no maduran. No se curan ni se secan adecuadamente. En algunos casos, el anillo también se separa y los bulbos resultantes son de mala calidad.
P. Mis padres vinieron de Europa en donde trenzaban las puntas de las cebollas. ¿Por qué se trenzan las cebollas?
R. Las cebollas se trenzan para curarlas y almacenarlas. Las puntas se trenzan después de haberse secado al aire libre y se cuelgan en un lugar seco y resguardado con buena circulación de aire. El trenzado puede hacerse con hilo para que resulte más fuerte. Las cebollas podrán cortarse de la soga trenzada de a una a medida que hagan falta y las demás quedarán intactas.
P. Mis abuelos cultivaban cebollas de invierno. ¿Puedo cultivarlas yo?
R. Sí. En casi toda la superficie del país las cebollas de invierno o egipcias se plantan a partir de bulbillos que se forman en lugar de flores en la punta de la planta. Plante los bulbillos a 1 pulgada de profundidad durante el mes de agosto. Deje un espacio de 4 a 5 pulgadas entre los bulbillos. El plantón también puede dividirse a principios de la primavera (marzo o abril) y puede trasplantarse de la misma manera que otras plantas de cebolla. De cualquier modo, asegúrese de colocar las plantas de cebollas de invierno en un costado o al final de su huerta porque son perennes. Los bulbillos pueden adquirirse en algunas casas de semillas y comúnmente se obtienen de los mismos horticultores.
P. ¿Cómo se cultivan las cebollas multiplicadoras?
R. Las cebollas multiplicadoras se plantan y se tratan del mismo modo que las chalotas. Las verdaderas cebollas multiplicadoras, como las cebollas de invierno, son difíciles de obtener, aunque algunas casas de ventas de semillas especializadas han retomado la venta de estos cultivos antiguos. En general, no se cultivan de semillas.

Preparación y Formas de Servir

¿Por qué la cebolla nos hace llorar? Las paredes celulares de la cebolla se dañan al recibir un corte y liberan un compuesto de azufre denominado óxido de propanotial. Este compuesto se transforma en ácido sulfúrico cuando toma contacto con el agua y por eso hace arder los ojos. El frío inactiva al óxido de propanotial, este no se libera y al no tomar contacto con el aire no llega a los ojos. Por lo tanto, se evitan las lágrimas.
Enfríe las cebollas peladas en el refrigerador antes de picarlas, de esta forma evitará lágrimas. Para que no le quede olor a cebolla en las manos, lávese con jugo de limón o vinagre. Mastique un poco de perejil o un grano de café para refrescar el aliento a cebolla.

Preservación Casera

Las cebolletas y las cebollas de verdeo se mantienen frescas durante poco tiempo. Sin embargo, las cebollas maduras se pueden secar y colgar en bolsas de red o pueden trenzarse y almacenarse en un lugar frío (50 a 60 grados Fahrenheit) durante varios meses.

Problemas Comunes

A más de 40 grados de latitud norte es posible que los gusanos de raíz ataquen las plantas de cebolla.

Recetas

Salsa de cebollas y semillas de apio
  • 1 taza de vinagre de vino blanco o de vinagre blanco destilado
  • 2 cucharadas soperas de azúcar impalpable
  • 2 cucharadas soperas de semillas de apio
  • 2 tazas de cebollas pequeñas cortadas en rodajas, sin puntas verdes
  • 1 taza de apio picado fino
  • 1/2 cucharadita de ají molido
En un recipiente para ensalada, mezcle el vinagre y el azúcar hasta que se disuelva. Agregue las semillas de apio, las cebollas y el apio y mezcle bien hasta combinar los ingredientes. Cubra la preparación y enfríela durante varias horas o de un día para el otro. Sírvala muy fría. Se puede utilizar en sándwiches, como guarnición o mezclada en ensalada de lechuga. Rinde 3 tazas.
Sugerencias para servir cebollas de verdeo o cebolletas
Tome una taza de cebollas de verdeo y cebolletas picadas o cortadas en rodajas y cocínelas en una cucharada de manteca y en otra de aceite de oliva. Cocine lentamente hasta que se ablanden y se doren. A medida que las cebollas se cocinan el sabor se endulza y se intensifica.
Cebollas de verdeo a la parrilla – Lave y prepare entre 6 y 8 cebollas de verdeo. Colóquelas sobre una hoja de papel de aluminio. Exprima el jugo de media lima sobre las cebollas. Condimente con 1/2 cucharadita de tomillo y sal y pimienta a gusto. Selle el papel de aluminio. Coloque sobre la parrilla en el extremo más alejado del fuego o sobre las brasas. Cocine durante 30 minutos. Sirva con otros alimentos cocidos a la parrilla. Delicioso.
Pique cebolletas frescas y utilícelas para acompañar frijoles o alguna ensalada de lechuga. También pueden usarse para agregar sabor y textura a cualquier vegetal cocido.

Selección y Almacenamiento

La cebolla es el ingrediente más importante para la cocina. Es muy versátil, puede ser dulce, ácida, suave o picante. Debido a que la familia de la cebolla es tan diversa (cebollino, cebolleta, ajo puerro, chalota, ajo, cebolla morada, cebolla amarilla y cebolla blanca), este texto se limitará a las cebolletas, cebollas de verdeo y cebollas maduras.
Cebolletas y cebollas de verdeo
Las cebolletas se cosechan una vez que alcanzan una altura como para poder utilizarse. Arránquelas con cuidado o cave por debajo de la porción delgada blanca cuando las hojas alcancen una altura de 8 a 10 pulgadas. Las verdaderas cebolletas no tienen bulbo. Elija las puntas sanas verdes brillantes que se vean crocantes.
Las cebollas de verdeo se encuentran un escalón más arriba que las cebolletas aunque los términos muchas veces son intercambiables. El bulbo mide entre 1 y 2 pulgadas y las puntas son verdes. Los bulbos más pequeños son dulces mientras que los más grandes son más picantes. Cuanto más tiempo queda la planta en la tierra, más se desarrollará el bulbo y aumentará de tamaño.
Se recomienda cosechar las cebolletas y las cebollas de verdeo a medida que se vayan a utilizar. Para almacenarlas durante un tiempo más prolongado enjuague la tierra de los bulbos y séquelos, si es necesario, pele la primera capa, y corte las raíces. Almacene las cebollas en el refrigerador en bolsas de plástico perforadas durante una semana como máximo.
Cebollas maduras
Las cebollas maduras se cosechan cuando la punta verde se marchita, se dobla y empieza a tornarse de color marrón. Esto sucede generalmente desde mediados hasta fines del verano. Las cebollas maduras se pudren rápido en suelos fríos y húmedos, coséchelas antes de que comiencen las lluvias de otoño.
Coloque las cebollas maduras sobre hojas de periódicos en una sola capa en un lugar cálido y con buena ventilación durante algunos días para curarlas. No las toque hasta que las capas exteriores se sequen y su textura se asemeje a la del papel. Elija las cebollas que no estén golpeadas, retire las raíces filamentosas y trence las puntas. Cuelgue las cebollas en ramos o colóquelas en bolsas de red en algún lugar seco. Si se las almacena en un lugar fresco y seco (50 a 60 grados Fahrenheit) podrán conservarse durante varios meses.

Valor Nutritivo y Beneficios Para la Salud

Todos los miembros de la familia de la cebolla contribuyen de alguna manera a evitar enfermedades cardíacas. Algunos estudios científicos indican que los aceites de la cebolla (y de otros vegetales de la misma familia) ayudan a bajar el colesterol malo en el flujo sanguíneo y aumentan los niveles de colesterol bueno. Las cebollas secas maduras también son ricas en fibras. Sólo las cebolletas y las cebollas de verdeo contienen vitamina A.
Información nutricional
(1/2 taza de cebollas de verdeo frescas picadas)
  • Calorías 13
  • Fibra nutricional 1.2 gramos
  • Proteínas 0.9 gramos
  • Carbohidratos 2.8 mg
  • Vitamina A 2,500 IU
  • Vitamina C 22.5 mg
  • Hierro 0.9 mg
(1/2 taza de cebollas maduras picadas)
  • Calorías 29
  • Fibra nutricional 2 gramos
  • Proteínas1 gramo
  • Carbohidratos 6.6 gramos
  • Vitamina C 6 mg
  • Vitamina B 60 2 mg

Variedades Recomendadas

Para producir bulbos inmaduros se utilizan distintas variedades de cebollas. Todas estas variedades son de fácil adaptación. El horticultor doméstico no tiene muchas variedades para elegir en los centros de jardinería porque los bulbos inmaduros no se venden por varietal sino por color: amarillo, blanco o morado. A veces, los bulbos inmaduros amarillos se venden como variedades Ebenezer o Stuttgarter.
Compre bulbos inmaduros firmes temprano, antes de que comiencen a crecer en los salones de ventas calefaccionados. Almacénelos en un lugar fresco, seco y oscuro si no los va a plantar inmediatamente después de adquirirlos. Separe los bulbos inmaduros por tamaño antes de plantarlos. Los bulbos inmaduros grandes (de diámetro mayor al de una moneda de 10 centavos de dólar) son ideales para obtener cebollas de verdeo. Si crecen demasiado, forman tallos florales. Los bulbos inmaduros pequeños (de diámetro menor al de una moneda de 10 centavos de dólar) producen los bulbos ideales de cebollas grandes y secas. Es posible que las cebollas obtenidas a partir de bulbos inmaduros florezcan si temprano en la estación las condiciones climáticas son muy frías.
Los bulbos inmaduros redondeados producen cebollas chatas mientras que los elongados producen cebollas redondas. La mayoría de los horticultores prefieren los bulbos inmaduros blancos para producir cebollas de verdeo, aunque los rojos o morados también sirven.
Cultivo de cebollas a partir de plántulas
Lo ideal es que el horticultor elija las variedades de cebollas teniendo en cuenta la zona en donde las cultivará. Las cebollas de condiciones de días largos dan mejores rindes en el norte y las variedades de condiciones de días cortos rinden más en el sur. Es posible que el rinde de las variedades de condiciones de días cortos sea aceptable en el norte si las plantas se cultivan temprano. En el sur profundo las variedades de condiciones de días largos deben evitarse porque allí se les dificulta recibir la señal para producir bulbos.
Los centros de jardinería comunes ofrecen las variedades Española Dulce Amarilla y Blanca (día largo), Bermuda Amarilla y Blanca (variedades de día corto) y una variedad morada a veces llamada Southport Red Globe (quizás una variedad de día largo). Quienes compran por catálogo pueden elegir de entre una variedad un poco más amplia que incluye las cebollas Texas Grano (día corto), Dulce de Vidalia (un híbrido Granex, en realidad, de día corto), Red Hamburger (día corto), Walla Walla Dulce (día largo) y Texas 1015Y Súperdulce (día corto). Los precios por catálogo suelen ser dos o tres veces más caros y, en ocasiones, hasta se multiplican por diez. Los consumidores son quienes deben juzgar si el costo se justifica o no para probar alguna variedad de cebolla nueva.

EL CULTIVO DE LA CEBOLLA... Paola Ruiz

1. ORIGEN
El origen primario de la cebolla se localiza en Asia central, y como centro secundario el Mediterráneo, pues se trata de una de las hortalizas de consumo más antigua. Las primeras referencias se remontan hacia 3.200 a.C. pues fue muy cultivada por los egipcios, griegos y romanos. Durante la Edad Media su cultivo se desarrolló en los países mediterráneos, donde se seleccionaron las variedades de bulbo grande, que dieron origen a las variedades modernas. 
2. TAXONOMÍA Y MORFOLOGÍA
Familia: Liliaceae.
Nombre científico: Allium cepa L.
Planta: bienal, a veces vivaz de tallo reducido a una plataforma que da lugar por debajo a numerosas raíces y encima a hojas, cuya base carnosa e hinchada constituye el bulbo.
Bulbo: está formado por numerosas capas gruesas y carnosas al interior, que realizan las funciones de reserva de sustancias nutritivas necesarias para la alimentación de los brotes y están recubiertas de membranas secas, delgadas y transparentes, que son base de las hojas. La sección longitudinal muestra un eje caulinar llamado corma, siendo cónico y provisto en la base de raíces fasciculadas.
Sistema radicular: es fasciculado, corto y poco ramificado; siendo las raíces blancas, espesas y simples.
Tallo: el tallo que sostiene la inflorescencia es derecho, de 80 a 150 cm de altura, hueco, con inflamiento ventrudo en su mitad inferior.
Hojas: envainadoras, alargadas, fistulosas y puntiagudas en su parte libre.
Flores: hermafroditas, pequeñas, verdosas, blancas o violáceas, que se agrupan en umbelas.
Fruto: es una cápsula con tres caras, de ángulos redondeados, que contienen las semillas, las cuales son de color negro, angulosas, aplastadas y de superficie rugosa.
3. IMPORTANCIA ECONÓMICA Y DISTRIBUCIÓN GEOGRÁFICA
Se trata de un cultivo muy extendido por todo el mundo, pues hay gran número de cultivares con distinta adaptación a las diferencias de climatología que influyen en su vegetación. A pesar de ello no todos los países cubren sus necesidades, y han de importar una parte de su consumo. 
La superficie total plantada de cebolla en el mundo asciende a más de 2 millones de hectáreas, produciéndose 32.5 millones de toneladas. En la Unión Europea se producen anualmente unos 3 millones de toneladas de esta hortaliza, en 95.000 ha de superficie. Europa es el único continente productor que importa (1.600.000 t) bastante más de lo que exporta (1.100.000). Los grandes importadores de cebolla europeos (Francia y Alemania) están incrementando rápidamente su producción. En Alemania la producción de cebolla aumenta a un ritmo del 5%.
Fuera de Europa, países como China están incrementando la producción. En los últimos cinco años, Nueva Zelanda ha triplicado su producción. En América, los principales países productores son: México, Ecuador, Jamaica y Paraguay.
PaísesProducción cebollas
año 2002 (toneladas)
México1.130.664
República de Corea636.000
Japón530.000
China479.674
Nueva Zelanda242.000
Turquía235.000
Nigeria200.000
Túnez140.000
Ecuador105.000
Rep. Pop. Dem. Corea95.000
Emiratos Árabes Unidos 84.000
Libia, Jamahiriya Árabe53.000
Siria, República Árabe50.000
Francia46.883
Iraq40.000
España35.000
Suiza35.000
Grecia29.000
Reino Unido27.000
Etiopía19.000
Jordania18.000
Jamaica17.507
Noruega16.500
Marruecos16.000
Paraguay12.000
Fuente: F.A.O. 
4. CICLO VEGETATIVO
En el ciclo vegetativo de la cebolla se distinguen cuatro fases:

1.- Crecimiento herbáceo.
Comienza con la germinación, formándose un tallo muy corto, donde se insertan las raíces y en el que se localiza un meristemo que da lugar a las hojas. Durante esta fase tiene lugar el desarrollo radicular y foliar.

2.- Formación de bulbos.
Se inicia con la paralización del sistema vegetativo aéreo y la movilización y acumulación de las sustancias de reserva en la base de las hojas interiores, que a su vez se engrosan y dan lugar al bulbo. Durante este periodo tiene lugar la hidrólisis de los prótidos; así como la síntesis de glucosa y fructosa que se acumulan en el bulbo. Se requiere fotoperiodos largos, y si la temperatura durante este proceso se eleva, esta fase se acorta.

3.- Reposo vegetativo.
La planta detiene su desarrollo y el bulbo maduro se encuentra en latencia.

4.- Reproducción sexual.

Se suele producir en el segundo año de cultivo. El meristemo apical del disco desarrolla, gracias a las sustancias de reserva acumuladas, un tallo floral, localizándose en su parte terminal una inflorescencia en umbela.
5. REQUERIMIENTOS EDAFOCLIMÁTICOS
Es una planta de climas templados, aunque en las primeras fases de cultivo tolera temperaturas bajo cero, para la formación y maduración del bulbo, pero requiere temperaturas más altas y días largos, cumpliéndose en primavera para las variedades precoces o de día corto, y en verano-otoño para las tardías o de día largo.

Prefiere suelos sueltos, sanos, profundos, ricos en materia orgánica, de consistencia media y no calcáreos. Los aluviones de los valles y los suelos de transporte en las dunas próximas al mar le van muy bien. En terrenos pedregosos, poco profundos, mal labrados y en los arenosos pobres, los bulbos no se desarrollan bien y adquieren un sabor fuerte.
El intervalo para repetir este cultivo en un mismo suelo no debe ser inferior a tres años, y los mejores resultados se obtienen cuando se establece en terrenos no utilizados anteriormente para cebolla.

Es muy sensible al exceso de humedad, pues los cambios bruscos pueden ocasionar el agrietamiento de los bulbos. Una vez que las plantas han iniciado el crecimiento, la humedad del suelo debe mantenerse por encima del 60% del agua disponible en los primeros 40 cm. del suelo. El exceso de humedad al final del cultivo repercute negativamente en su conservación. Se recomienda que el suelo tenga una buena retención de humedad en los 15-25 cm. superiores del suelo. La cebolla es medianamente sensible a la acidez, oscilando el pH óptimo entre 6-6.5.
6. MATERIAL VEGETAL
Las variedades de cebolla son numerosísimas y presentan bulbos de diversas formas y colores. Pueden ser clasificadas desde diferentes puntos de vista: criterio fitogeográfico y ecológico, forma y color del bulbo, modo de multiplicación, tiempo en que se consume el producto, criterio comercial y de utilización del producto. El primer criterio es el único que puede considerarse científico y al mismo tiempo práctico, ya que implica el estudio del óptimo climático y el óptimo ecológico de las distintas variedades y es de gran importancia en la aclimatación de las mejores variedades y en la creación de otras nuevas mediante cruzamiento. Bajo el criterio comercial se pueden distinguir tres grandes grupos de variedades: cebollas gigantes, cebollas corrientes y cebolletas.

Las primeras presentan un diámetro de bulbo superior a 10-11 cm y las últimas son las cebollas pequeñas que se destinan a la preparación de encurtidos. Entre las variedades de primavera-verano destaca la cebolla Blanca de España, que es una de las variedades más apreciables de la península, con bulbo redondo, un poco puntiagudo en la parte superior, de mayor tamaño que la generalidad de todas las demás variedades conocidas, notable precocidad, sabor dulce y buena conservación. La cebolla morada españolatambién se cultiva con mucha frecuencia en España y presenta un bulbo redondo, algo puntiagudo en la parte superior, bastante grande, dulce y de buena conservación.








Entre las variedades de otoño-invierno destacan la cebolla amarilla azufre de España y la gigante de España. La primera presenta un bulbo aplastado, túnicas apretadas, espesas y adherentes, de un amarillo vivo ligeramente verdoso. La segunda, de forma esférica o ligeramente aplastada, de color amarillo pálido y a menudo voluminosa, es muy apreciada para la exportación, especialmente con destino a Inglaterra.

Actualmente la variedad más temprana que se cultiva en Europa es Spring, cuya recolección comienza a principios de abril y finaliza a finales de mayo. Babosa era la variedad más temprana que se cultivaba en España, cuya recolección comienza en mayo y dura hasta mediados de junio, teniendo el bulbo forma de cono invertido, aplanado en la parte superior. De color verdoso y con un sabor dulce. Liria es una cebolla de media temporada, se recolecta desde mitad de junio hasta finales de julio. Difiere de la "Babosa" en que ésta tiene forma esférica, ligeramente oval y un color amarillo dorado, es una de las variedades más dulces y menos picantes. Nueva Zelanda promociona para exportación una variedad denominada Pacific Sweet, la cual está consiguiendo un papel importante en el mercado internacional.

Generalmente se van a buscar variedades, que además de adecuarse bien a las condiciones de cultivo, presenten homogeneidad, buena conservación, sabor menos acre, precocidad, en ocasiones resistencia a enfermedades o al frío, eliminación de algunos defectos como la germinación precoz, etc., y hacia estos fines está encaminada la mejora genética.
7. PARTICULARIDADES DEL CULTIVO
7.1. Preparación del terreno
La profundidad de la labor preparatoria varía según la naturaleza del terreno. En suelos compactos la profundidad es mayor que en los sueltos, en los que se realiza una labor de vertedera, sin ser demasiado profunda (30-35 cm.), por la corta longitud de las raíces. Hasta la siembra o plantación se completa con los pases de grada de discos necesarios, normalmente con 1-2, seguido de un pase de rulo o tabla, para conseguir finalmente un suelo de estructura fina y firme. Si el cultivo se realiza sobre caballones, éstos se disponen a una distancia de 40 cm., siendo este sistema poco utilizado actualmente.
7.2. Siembra y trasplante
La siembra de la cebolla puede hacerse de forma directa o en semillero para posterior trasplante, siendo esta última la más empleada. La cantidad de semilla necesaria es muy variable (4 g/m2), normalmente se realiza a voleo y excepcionalmente a chorrillo, recubriendo la semilla con una capa de mantillo de 3-4 cm. de espesor. La época de siembra varía según la variedad y el ciclo de cultivo.

A los tres o cuatro meses se procede al trasplante; obteniéndose aproximadamente unas 1.000 plantas/m2 de semillero, es importante que el semillero esté limpio de malas hierbas, debido al crecimiento lento de las plantas de cebolla y su escaso grosor. La plantación se puede realizar a mano o con trasplantadora; en el primer caso se utilizará una azadilla, colocando una planta por golpe. Se dejará 10-12 cm entre líneas y 10-12 cm entre plantas dentro de la misma línea. distanciados entre sí 50-60 cm, sobre los que se disponen dos líneas de plantas distanciadas a 30-35 cm y 10-15 cm entre plantas. También se realiza la plantación en caballones y apretando la tierra para favorecer el arraigo. Seguidamente se dará un riego, repitiéndolo a los 8-10 días.
7.3. Escardas
La limpieza de malas hierbas es imprescindible para obtener una buena cosecha., pues se establece una fuerte competencia con el cultivo, debido principalmente al corto sistema radicular de la cebolla. Se realizarán repetidas escardas con objeto de airear el terreno, interrumpir la capilaridad y eliminar malas hierbas. La primera se realiza apenas las plantitas han alcanzado los 10 cm de altura y el resto, cuando sea necesario y siempre antes de que las malas hierbas invadan el terreno.

Las materias activas de los herbicidas de preemergencia más utilizados en el cultivo de la cebolla son: Pendimetalina, Oxifluorfen, Propacloro , Trixalaxil y Loxinil octanoato.
7.4. Abonado
En suelos poco fértiles se producen cebollas que se conservan mejor, pero, naturalmente, su desarrollo es menor. Para obtener bulbos grandes se necesitan tierras bien fertilizadas. No deben cultivarse las cebollas en tierras recién estercoladas, debiendo utilizarse las que se estercolaron el año anterior.

Cada 1.000 kg de cebolla (sobre materia seca) contienen 1,70 kg de fósforo, 1,56 kg de potasio y 3,36 kg de calcio, lo cual indica que es una planta con elevadas necesidades nutricionales. La incorporación de abonado mineral se realiza con la última labor preparatoria próxima a la siembra o a la plantación, envolviéndolo con una capa de tierra de unos 20cm.
El abonado en cobertera se emplea únicamente en cultivos con un desarrollo vegetativo anormal, hasta una dosis máxima de 400 kg/ha de nitrosulfato amónico del 26% N, incorporándolo antes de la formación del bulbo.

-Nitrógeno. La absorción de nitrógeno es muy elevada, aunque no deben sobrepasarse los 25 kg por hectárea, e influye sobre el tamaño del bulbo. Por regla general, basta con un suministro días antes del engrosamiento del bulbo y después del trasplante, si fuese necesario. El abono nitrogenado mineral favorece la conservación, ocurriendo lo contrario con el nitrógeno orgánico. El exceso de nitrógeno da lugar a bulbos más acuosos y con mala conservación.

-Fósforo. La necesidad en fósforo es relativamente limitada y se considera suficiente la aplicación en el abonado de fondo. Se deberá tener en cuenta que el fósforo está relacionado con la calidad de los bulbos, resistencia al transporte y mejor conservación.

-Potasio. Las cebollas necesitan bastante potasio, ya que favorece el desarrollo y la riqueza en azúcar del bulbo, afectando también a la conservación.

-Calcio. El suministro de calcio no es por norma necesario si el terreno responde a las exigencias naturales de la planta.
7.5. Riego
El primer riego se debe efectuar inmediatamente después de la plantación. Posteriormente los riegos serán indispensables a intervalos de 15-20 días. El número de riegos es mayor para las segundas siembras puesto que su vegetación tiene lugar sobre todo en primavera o verano, mientras que las siembras de fin de verano y otoño se desarrollan durante el invierno y la primavera. El déficit hídrico en el último período de la vegetación favorece la conservación del bulbo, pero confiere un sabor más acre. Se interrumpirán los riegos de 15 a 30 días antes de la recolección. La aplicación de antitranspirantes suele dar resultados positivos.
8. PLAGAS Y ENFERMEDADES
8.1 Plagas
-ESCARABAJO DE LA CEBOLLA (Lylyoderys merdigera)
Descripción
Las larvas son de color amarillo; los adultos son coleópteros de unos 7 mm de longitud, de color rojo cinabrio.

Ciclo biológicoSu aparición tiene lugar en primavera. La puesta se realiza en las hojas. El estado de ninfosis tiene lugar en el suelo, del cual sale el adulto. Presenta dos generaciones anuales.

DañosProducen daños los escarabajos adultos perforando las hojas. Las larvas recortan bandas paralelas a los nervios de las hojas.

Lucha químicaMaterias activas a utilizar:

- Dialifor 47 % LE, a 200 cc/Hl.
- Metil-azinfos 2 % E, a 20-30 Kg/Ha.
- Triclorfon 80 % PM, a 250-300 g/Hl.
- Kelevan 15 % PM, a 20-30 Kg/Ha.
- Clorfenvinfos 24 %
- Metidation 40 % LE, a 100-150 cc/Hl.
- Fosmet 50 % LE, a 250 cc/Hl.
- Fosmet 3 % E, a 20-30 Kg/Ha.
- Carbofenotion 0,6 % + fosmet 1,25 % E, a 20-30 Kg/Ha.
-MOSCA DE LA CEBOLLA (Hylemia antigua)
Cultivos a los que atacaAjo, cebolla, puerro.

Descripción de las larvas6-8 mm. Color gris-amarillento y con 5 líneas oscuras sobre el tórax. Alas amarillentas. Patas y antenas negras. Avivan a los 20-25 días. Ponen unos 150 huevos.

Ciclo biológicoInverna en el suelo en estado pupario. La primera generación se detecta a mediados de marzo o primeros de abril. La ovoposición comienza a los 15-20 días después de su aparición. Hacen sus puestas aisladas o en conjunto de unos 20 huevos cerca del cuello de la planta, en el suelo o bien en escamas. La coloración de los huevos es blanca mate. El período de incubación es de 2 a 7 días. El número de generaciones es de 4 a 5 desde abril a octubre.

DañosAtaca a las flores y órganos verdes. El ápice de la hoja palidece y después muere. El ataque de las larvas lleva consigo la putrefacción de las partes afectadas de los bulbos, ya que facilita la penetración de patógenos, dañando el bulbo de forma irreversible.
Provoca daños importantes en semillero y en el momento de trasplante.

Métodos de control
· Desinfección de semillas. Por cada kilogramo de semillas deben emplearse 50 g de M.A. de heptacloro.
· Lucha aérea.
Los tratamientos deben repetirse cada 8-10 días; pueden utilizarse los siguientes productos:
- Clorpirifos 5 %, a 60 kg/Ha.
- Dimetoato 40 % LE, a 100-125 cc/Hl.
- Lebaycid 50 % LE, a 150-200 cc/Hl.
- Foxim 10 %, a 50 kg/Ha.
- Diazinon 60 % LE, a 100 cc/Hl.
- Fonofos 5 %, a 40-50 kg/Ha.
-TRIPS (Thrips tabaci)
CaracterísticasEn veranos cálidos y secos es frecuente la invasión que puede proliferar y producir notables daños. Las picaduras de las larvas y adultos terminan por amarillear y secar las hojas. La planta puede llegar a marchitarse si se produce un ataque intenso, sobre todo si éste tiene lugar en las primeras fases de desarrollo de las plantas.

Lucha químicaMaterias activas a emplear:

- E. parathion 2 % E, a 20-30 Kg/Ha.
- E. parathion 50 % LE, a 100 cc/Hl.
- Lebaycid 50 % LE, a 200 cc/Hl.
- Metamidofos 50 % LE, a 100 cc/Hl.
- Metomilo 15 % LE, a 200-300 cc/Hl.
- Fosmet 50 % LE, a 250 cc/Hl.
-POLILLA DE LA CEBOLLA (Acrolepia assectella)
DescripciónEl insecto perfecto es una mariposa de 15 mm de envergadura. Sus alas anteriores son de color azul oliváceo más o menos oscuro y salpicadas de pequeñas escamas amarillo ocre; las alas posteriores son grisáceas. Las larvas son amarillas de cabeza parda, de 15 a 18 mm de largo.

Ciclo biológicoLas hembras ponen los huevos en hojas a finales de mayo. Tan pronto avivan las larvas penetran en el interior, produciendo agujeros en las hojas. Aproximadamente tres semanas después van al suelo, donde pasan el invierno y realizan la metamorfosis en la primavera siguiente.

Daños
Causan daños al penetrar las orugas por el interior de las vainas de las hojas hasta el cogollo. Se para el desarrollo de las plantas, amarillean las hojas y puede terminar pudriéndose la planta, ya que puede dar lugar a infecciones secundarias causadas por hongos.

Métodos de control· Medios culturales. En las zonas donde este insecto tiene importancia económica, se recomienda sembrar pronto.

· Lucha química. En zonas muy afectadas se repetirá el tratamiento a los 15 días. Pueden emplearse las siguientes materias activas:
- Carbaril 50 % PM, a 200-250 g/Hl.
- Endosulfan 35 % LE, a 150-300 cc/Hl.
- Triclorfon 80 % PM, a 250-300 g/Hl.
- Metil-azinfos 20 % LE, a 150-250 cc/Hl.
- Etil-parathion 50 % LE, a 150 cc/Hl.
- Metamidofos 50 % LE, a 100 cc/Hl.
- Fosmet 50 % LE, a 250 cc/Hl.
-NEMATODOS (Dytolenchus dipsaci)
Características
Las plantas pueden ser atacadas en cualquier estado de desarrollo, aunque principalmente en tejidos jóvenes. Las plántulas detienen su crecimiento, se curvan y pierden color. Se producen algunas hinchazones y la epidermis puede llegar a rajarse. En bulbos algo más desarrollados el tejido se reblandece en las proximidades de la parte superior.
Los agentes de la propagación son el suelo, las semillas y los bulbos.

Lucha química
. Benfuracarb 5%, presentado como gránulo, a dosis de 12-30 kg/ha.
. Benfuracarb 8.6%, presentado como gránulo, a dosis de 7-8 kg/ha.
8.2. Enfermedades
-MILDIU (Peronospora destructor o schleideni)
Características
En las hojas nuevas aparecen unas manchas alargadas que se cubren de un fieltro violáceo.
El tiempo cálido y húmedo favorece el desarrollo de esta enfermedad, como consecuencia, los extremos superiores de las plantas mueren totalmente y los bulbos no pueden llegar a madurar. Si las condiciones de humedad se mantienen altas darán lugar a una epidemia.
Esta enfermedad se propaga por los bulbos, renuevos infectados, semillas o por el suelo.

Métodos de control. Medidas culturales. Se recomienda los suelos ligeros, sueltos y bien drenados. Evitar la presencia de malas hierbas, así como una atmósfera estancada alrededor de las plantas. Se evitará sembrar sobre suelos que recientemente hayan sido portadores de un cultivo enfermo.

. Lucha química
Es muy conveniente el empleo de fungicidas como medida preventiva o bien al comienzo de los primeros síntomas de la enfermedad. La frecuencia de los tratamientos debe de ser en condiciones normales de 12-15 días. Si durante el intervalo que va de tratamiento a tratamiento lloviese debe aplicarse otra pulverización inmediatamente después de la lluvia.
Se pueden emplear las siguientes materias activas:
MATERIA ACTIVADOSISPRESENTACIÓN DEL PRODUCTO
Benalaxil 4% + Oxicloruro de cobre 33%0.40-060%Polvo mojable
Benalaxil 8%+ Mancozeb 65%0.20-0.30%Polvo mojable
Clortalonil 15% + Mancozeb 64%0.25-0.30%Polvo mojable
Clortalonil 15% + Maneb 64%0.25-0.30%Polvo mojable
Diclofluanida 3%20-30 kg/haPolvo para espolvoreo
Mancozeb 17.5 %+ Oxicloruro de cobre0.40-0.60%Polvo mojble
Mancozeb 64%0.20-0.30%Polvo mojable
Maneb 10%20 kg/haPolvo para espolvoreo
Oxicloruro cuprocálcico 20% + Propineb 15 %0.30-0.40%Polvo mojable
Sulfato cuprocálcico 17.5%0.60-0.80%Polvo mojable
Zineb 10%20 kg/haPolvo para espolvoreo
-ROYA (Puccinia sp.)
Cultivos a los que atacaAjo, puerro, cebollino, apio, etc. El más sensible de todos es el ajo.

ImportanciaSuele ser bastante sensible y por tanto en la mayoría de las ocasiones suele ser grave cuando se repite mucho el cultivo.

DañosFrecuentemente aparecen los primeros síntomas a principios de mayo. Origina manchas pardo-rojizas que después toman coloración violácea, en las cuales se desarrollan las uredosporas. Las hojas se secan prematuramente como consecuencia del ataque. La enfermedad parece ser más grave, en suelos ricos en nitrógeno, pero deficientes en potasio.

Lucha químicaMaterias activas que pueden emplearse:

- Ziram 90 % PM, a 200-300 g/Hl.
- Maneb 80 % PM, a 200-300 g/Hl.
- Triadimefon 2 % + propineb 70 % PM, a 200 g/Hl.
- Mancozeb 80 % PM, a 200 g/Hl.
- Metil-tiofanato 70 % PM, a 50-100 g/Hl.
-CARBÓN DE LA CEBOLLA (Tuburcinia cepulae)
CaracterísticasEstrías gris-plateado, que llegan a ser negras; las plántulas afectadas mueren. La infección tiene lugar al germinar las semillas, debido a que el hongo persiste en el suelo.

Métodos de controlDesinfección del suelo.
-PODREDUMBRE BLANCA (Sclerotium cepivorum)
CaracterísticasFieltro blanco algodonosos, que ostenta a veces pequeños esclerocios en la superficie de los bulbos. Los ataques se sitúan en el momento en que brotan las plantas o bien al aproximarse la recolección. Las hojas llegan a presentar un color amarillo llegando a morir posteriormente.

Métodos de control· Medidas culturales. Rotaciones largas y evitar la plantación en terrenos demasiado húmedos o que contengan estiércol poco descompuesto.

· Lucha química.- Benomilo 50 % PM, a 100-150 g/Hl.
- Dyiclidina 50 % PM, a 100-150 g/Hl.
- Diclofluanida 50 % PM, a 300 g/Hl.
- Metil-tiofanato 70 % PM, a 100 g/Hl.
-ABIGARRADO DE LA CEBOLLA
Características
Enfermedad causada por virus. Las hojas toman un verdor más pálido, donde aparecen unas largas estrías amarillas y son atacadas por hongos. La planta se debilita por falta de turgencia y se pierde la madurez de las semillas. El virus es transmitido por diversas especies de áfidos.
-TIZÓN (Urocystis cepulae)
Cultivos a los que atacaAjo, cebollino y puerro.

Características
Enfermedad transmitida por el suelo. La primera hoja joven de la plántula es atacada en la superficie del suelo; una vez en el interior de la plántula, el hongo se propaga hasta las hojas sucesivas llegando a infectarlas, pues se desarrolla bajo la epidermis de las hojas y de las escamas. Los síntomas se manifiestan en forma de bandas de color plomo, llegando a reventar, descubriendo unas masas negras polvorientas de esporas. Estas esporas alcanzan el suelo, que queda contaminado e inútil para la siembra de cebollas durante un largo periodo de tiempo.

Métodos de control. Medidas preventivas. Desinfección de las herramientas de cultivo.
. Quema de plántulas infectadas.
-PUNTA BLANCA (Phytophtora porri)
Cultivos a los que atacaPuerros y ajetes.

CaracterísticasLos extremos de las hojas llegan a tener un aspecto blanco, como si estuvieran blanqueadas por las heladas. Las hojas basales infectadas se pudren y el desarrollo de la planta queda detenido.

Métodos de control. Medidas culturales. Rotaciones largas, ya que en muchas ocasiones, el terreno ha permanecido infectivo por más de tres años, después de haber sido portador de un cultivo infectado.
-BOTRITIS (Botrytis squamosa)
CaracterísticasManchas de color blanco-amarillo que se manifiestan por toda la hoja. Cuando el ataque es severo se produce necrosis foliar. Ocurre en condiciones de humedad.

Métodos de controlSe emplea la lucha química con las siguientes materias activas:
MATERIA ACTIVADOSISPRESENTACIÓN DEL PRODUCTO
Clortalonil 15% + Maneb 64%0.25-0.30%Polvo mojable
Diclofluanida 3%20-30%Polvo para espolvoreo
Iprodiona 50%0.10-0.15%Suspensión concentrada
Procimidona 3%20-30 kg/haPolvo para espolvoreo
Tebuconazol 25%2 l/haEmulsión de aceite en agua
Vinclozolina 50%0.10-0.15%Polvo mojable
-ALTERNARIA (Alternaria porri)
CaracterísticasSuele aparecer, en un principio, como lesiones blanquecinas de la hoja que, casi de inmediato, se vuelven de color marrón. Cuando ocurre la esporulación, las lesiones adquieren una tonalidad púrpura. Los bulbos suelen inocularse estando próximos a la recolección cuando el hongo penetra a través de cualquier herida.

Métodos de controlSe recomienda el control químico a base de las siguientes materias activas:
MATERIA ACTIVADOSIS PRESENTACIÓN DEL PRODUCTO
Benalaxil 4% + Oxicloruro de cobre 33%0.40-0.60%Polvo mojable
Clortalonil 15% + Mancozeb 64%0.25-0.30%Polvo mojable
Clortalonil 15% + Oxicloruro de cobre 30%0.25-0.45%Polvo mojable
9. RECOLECCIÓN
Publicidad
Curso Superior en
Productor Hortícola en Invernadero
 

Desarrolla y aborda en profundidad, y de forma racional, el proceso de producción de los distintos cultivos hortícolas en invernadero, describiendo todos aquellos factores que condicionan este agrosistema. Se tratan diversos aspectos tecnológicos incluyendo temas dedicados al riego y fertilización, cultivos sin suelo, control fitosanitario, sistemas de climatización, gestión de cultivos y un análisis económico y ambiental de los mismos...
Más información

www.infoagro.com
Se lleva a cabo cuando empiezan a secarse las hojas, señal de haber llegado al estado conveniente de madurez. Se arrancan con la mano si el terreno es ligero, y con la azada u otro instrumento destinado a tal fin para el resto de los suelos. Posteriormente, se sacuden y se colocan sobre el terreno, donde se dejan 2-3 días con objeto de que las seque el sol, pero cuidando de removerlas una vez al día. Es conveniente que se realice bajo tiempo estable en días secos. Se van formando montones de dimensiones similares a distancias regulares, lo cual facilita el transporte al almacén y permite una apreciación aproximada de la cantidad de la cosecha. Para el transporte sobre el campo se emplean las cestas y posteriormente se llevan ensacadas al almacén.

Para evitar la brotación de los bulbos almacenados se emplea Hidracina maleica 10 o 20 días antes de la recolección, al iniciarse el decaimiento de las plantas, a una dosis de 7-12 l/ha.
En caso de recolección mecanizada se realiza primero el arranque de los bulbos y después su recogida, o bien realizado en una sola operación, por medio de cosechadoras completas, que realizan también el arranque. Las cosechadoras integrales deberán ser movidas por un tractor de la misma potencia indicada en el caso del arranque, estando impulsada por la toma de fuerza.
10. POSTCOSECHA
-Calidad:
  • Cuello y "escamas" maduras.
  • Firmeza.
  • Diámetro (tamaño del bulbo).
  • Ausencia de pudrición, daño de insecto, escaldado de sol, reverdecimiento, brotación, daño por congelamiento, magulladuras y otros defectos.
  • Grado de astringencia.
-Temperatura óptima: 
  • Curado: en el campo cuando las temperaturas son al menos 24°C, o exponerlas a un curado con aire forzado durante 12 horas entre 30 a 45°C.
  • Almacenamiento: cebollas menos astringentes: de 0.5 a 1 mes a 0°C.
    Cebollas más astringentes: Típicamente de 6 a 9 meses a 0°C dependiendo del cultivar.
-Humedad relativa óptima: 
  • Curado: 75 a 80% para un mejor desarrollo del color de las escamas.
  • Almacenamiento: 65 a 70% con una adecuada circulación de aire (1 m3/min/m3 de cebollas).
-Tasa de respiración:
  • Cebollas enteras- 3-4 mL/kg/h a 0-5°C; 27-29 mL/kg/h a 25-27°C. Almacenaje entre 5-25°C favorece el rebrote y no es recomendable para largos períodos.
  • Cebollas troceadas- 40-60 mL/kg/h a 0-5°C.
  • Para calcular el calor producido multiplicar mL CO2/kg/h por 440 para obtener BTU/ton/día o por 122 para obtener kcal/ton métrica/día.
-Tasa de producción de etileno: cebollas enteras < 0.1 µL/kg/h a 0-5°C.
-Efectos del etileno: el etileno puede favorecer la brotación y el crecimiento de hongos causantes de pudriciones.
-Efectos de las atmósferas controladas (A.C.): las cebollas son dañadas cuando el contenido de O2 es < 1% y 10% CO2. Existe un uso comercial de la AC (3% O2 y 5-7% CO2) para variedades de cebollas menos astringentes. Las cebollas troceadas también se benefician de condiciones de AC de 1.5% O2 y 10% CO2
-Fisiopatías:
  • Daño por congelamiento: escamas blandas y con zonas acuosas son rápidamente afectadas por pudriciones bacterianas.
  • Escamas translúcidas: se asemeja al daño por congelamiento y es prevenido con un enfriamiento una vez curadas; 3-4 semanas de atraso aumenta los riesgos significativamente.
  • Reverdecimiento: la exposición a la luz seguido del curado provoca una coloración verdosa en las escamas externas. 
  • Daño por amoníaco: depresiones negras resultan a raíz de fugas de gas amoníaco durante el almacenaje.
-Desórdenes patológicos:
  • Pudrición del cuello (botritis): la pudrición acuosa se inicia en la zona del cuello, expandiéndose hacia el resto del bulbo. El crecimiento grisáceo del hongo es generalmente visible en la zona del cuello y en las escamas externas. Un secado y curado apropiado de la cebolla previene este desorden de almacenaje. Las condiciones de almacenamiento deben ser mantenidas para prevenir condensación sobre los bulbos.
  • Moho negro: coloración negra y deshidratación en el cuello y escamas externas son causadas por el hongo Aspergillus niger. Usualmente está asociado con magulladuras y pudriciones bacterianas blandas. Temperaturas bajas de almacenaje retrasan el crecimiento del hongo (por infección en el campo o durante el manejo), pero éste se reanuda con temperaturas sobre los 15°C. 
  • Moho azul: pudrición acuosa en el cuello y escamas externas, seguido por la aparición de esporas de color verde-azulado (ocasionalmente amarillo-verdoso) es causado por el hongo Penicillium. Se debe minimizar las magulladuras y otros daños mecánicos, escaldado de sol y daño por congelamiento. 
  • Pudrición bacteriana: caracterizado por zonas acuosas, malolientes, y con líquido viscoso, esta pudrición es causada por Erwinia carotovora subsp. carotovora . 
  • "Piel suelta": Generalmente visible sólo en el área del cuello y en las escamas interiores una vez cortadas y expuestas. Las escamas poseen una apariencia acuosa. Piel agria: pudrición acuosa y de color amarillo-café, generalmente delimitada a las escamas interiores, las cuales emiten olores ácidos cuando son abiertas.
    Control de Pudriciones Bacterianas:
    1.) Cosechar sólo una vez maduras.
    2.) Adecuado secado y curado.
    3.) Minimizar magulladuras y roces.
    4.) Mantener condiciones adecuadas de almacenamiento para prevenir la condensación sobre los bulbos. 
11. CEBOLLA PARA ENCURTIDOS
El cultivo de cebolla destinado a la conserva en vinagre se diferencia del cultivo tradicional para bulbos frescos en la variedad a sembrar, estos tienen que ser de color blanco, poco desarrollados y de día corto. Entre las variedades destacan Premier, Barleta, Maravilla de Pompei, etc.

Las siembras se realizarán de enero a marzo y serán muy espesas, empleando variedades de crecimiento rápido, que desarrollan perfectamente la forma del bulbo, obteniéndose finalmente todos ellos homogéneos y de reducido tamaño (generalmente el de una nuez). La densidad de siembra depende del tamaño de bulbo deseado.

Se aplicarán 1 ó 2 riegos para provocar la nascencia, recomendándose además que el terreno quede libre de malas hierbas. La cosecha depende de la época de siembra, siendo normalmente entre junio y julio.
12. COMERCIALIZACIÓN
La comercialización de la cebolla tierna se realiza en manojos de 3-5 plantas enteras, con hojas limpias, recortando algo las raíces.
La cebolla seca se comercializa en sacos de malla rojiza y con un peso aproximado de 25 kg.
Los bulbos son clasificados por tamaños para su comercialización dependiendo de las preferencias del mercado.
13. VALOR NUTRICIONAL
Se trata de un alimento de poco valor energético y muy rico en sales minerales.
En la siguiente tabla se muestra el contenido de nutrientes en 100 gramos de bulbo crudo:
NUTRIENTES
CONTENIDO
Agua
86 g
Hierro
0.50 mg
Prótidos
1.4 g
Manganeso
0.25 mg
Lípidos
0.2 g
Cobre
0.10 mg
Glúcidos
10 g
Zinc
0.08 mg
Celulosa
0.8 g
Yodo
0.02 mg
Potasio
180 mg
Ácido ascórbico
28 mg
Azufre
70 mg
Nicotinamida
0.50 mg
Fósforo
44 mg
Ácido pantoténico
0.20 mg
Calcio
32 mg
Riboflavina
0.07 mg
Cloro
25 mg
Tiamina
0.05 mg
Magnesio
16 mg
Carotenoides
0.03 mg
Sodio
7 mg
Calorías
20-35
14. PROPIEDADES MEDICINALES
La cebolla es rica en propiedades que hacen de ella un tónico general y un estimulante. Debido a su contenido en vitaminas A y C puede tratar todo tipo de enfermedades respiratorias, también gracias a su contenido en vitamina B puede tratar enfermedades nerviosas. Tiene ciertas propiedades antianémicas, y gracias a su contenido en hierro, fósforo y mineral repone la pérdida de sangre y glóbulos rojos. La cebolla protege contra infecciones y sobre todo regula el sistema digestivo manteniendo el balance de los fermentos digestivos y previniendo los parásitos intestinales.